BLOG DE OJOS

Cuidado de los ojos, consejos oftalmológicos, opinión, cosas de Elche... Un blog del Dr. Soler y su equipo con inquietudes, recomendaciones y propuestas globales en red.

El origen del árbol de Navidad

Puedo imaginar aquellas navidades de 1870; y casi puedo ver a Sofía Troubetzkoy llegando a su palacio de Alcañices, en el paseo del Prado, esquina con Alcalá (donde hoy se halla el banco de España), con un abeto arrastrado por sus criados que lo introducían en el palacio…

Puedo imaginar a las sirvientas comentando:

– “¡La señora se ha vuelto loca!¡La señora se ha vuelto loca!…¡Pobrecita, si aún no habrá superado lo de su anterior marido, el duque Carlos Augusto de Morny, hermano de Napoleón III, muerto repentinamente para descubrir en mitad del luto que había tenido una amante…!”

Puedo imaginar a su marido, Pepe Osorio, duque de Sesto, diciéndole…

– “¡Sofia por Dios! ¿Plantar un abeto dentro del palacio? ¿Y por qué le cuelgas esas bolas de colores? ¿Y esas luces…?¿Qué van a decir de nosotros?”

Puedo imaginar a los madrileños de la época observando el árbol y comentando…

“¡Estos aristócratas están mal de la azotea…!” (los ilicitanos habríamos dicho que “están mal de la perola”)

Y es que, como habréis podido adivinar, aquel fue el primer árbol de navidad que se instauró en España.
La costumbre no es Yanqui como muchos pensáis; en realidad, viene del norte de Europa, donde los paganos lo plantaban en honor de Frey, dios del sol y la fertilidad.

San Bonifacio, durante la evangelización de Alemania, observó esta costumbre y decidió dedicarle un árbol perenne a Dios; le añadió manzanas que simbolizaban el pecado original (que posteriormente fueron sustituidas por bolas de colores), y luces (que primero fueron velas y luego bombillas) que simbolizaban la luz de la fé.

La tradición se extendió por el resto de Europa y, aquella Navidad de 1870, Sofía Troubetzkoy, duquesa de Sesto, introdujo la tradición en España.

Desde entonces, la puesta del árbol y el belén, forman parte de la tradición en muchos hogares españoles.

En mi casa, concretamente, la puesta del árbol y del Belén, suelen dar comienzo oficial a la Navidad en el puente de diciembre.

¡Feliz Navidad a todos!

Autor: José Samper Giménez

• Licenciado en Medicina y Cirugía por la Universidad de Alicante
• Oftalmólogo de la Clínica Oftalmológica Dr. Soler
• Oftalmólogo del Hospital General Universitario de Elche
• Colaborador en ONGD Anawim.

Deja un comentario