BLOG DE OJOS

Cuidado de los ojos, consejos oftalmológicos, opinión, cosas de Elche... Un blog del Dr. Soler y su equipo con inquietudes, recomendaciones y propuestas globales en red.

Se te nota en la mirada: Inocencia

Como vamos a ver en esta entrada del Blog de Ojos, la imagen de la inocencia la asociamos a la mirada de un niño, en este caso de un niño de ojos especiales. Hay otras miradas de la inocencia, como el de las personas que son acusadas injustamente, pero nos vamos a centrar en la inocencia en la que todos pensamos. En la inocencia del niño que llevamos dentro.
Dr. F. Soler
Esta fotografía es conocida como "El niño con los ojos de zafiro". Tan pronto como la fotógrafa Vanessa Bristow la envió, la inundaron con acusaciones de photoshop. Ella respondió enviando otras imágenes del niño que no estaban modificadas. Los ojos azules y la piel oscura representan, probablemente, el albinismo ocular en diferentes variantes como el tipo 1 o la uveítis juvenil. Ambas condiciones causan que el pigmento del iris sea menos denso. |Imágen: Vanessa Bristow

Esta fotografía es conocida como «El niño con los ojos de zafiro». Tan pronto como la fotógrafa Vanessa Bristow la envió, la inundaron con acusaciones de photoshop. Ella respondió enviando otras imágenes del niño que no estaban modificadas. Los ojos azules y la piel oscura representan, probablemente, el albinismo ocular en diferentes variantes como el tipo 1 o la uveítis juvenil. Ambas condiciones causan que el pigmento del iris sea menos denso. |Imágen: Vanessa Bristow

Cuando ves por primera vez esta imagen la primera palabra que acude a la cabeza es photoshop. Nos resulta inverosímil que esos increíbles ojos azules puedan existir de verdad, sin alterar. Pero después de buscar más fotografías y leer declaraciones de la fotógrafa asegurando que la imagen es real, no queda más remedio que confiar. Y sorprenderse de que esos ojos puedan existir gracias a lo denominado albinismo ocular, un trastorno que hace posible que estos ojos sean reales. Pero no podemos quedarnos solamente en el color. Si observamos la ternura e inocencia, como bien indica su título, que desprenden esos ojos es imposible no caer rendida ante ellos. Una inocencia que en pocas personas adultas se encuentra ya. Una inocencia que la vida te va quitando poco a poco. Suena un poco triste, pero es así. Esa ternura e inocencia es característica, normalmente, en infantes. Con el paso del tiempo esa inocencia desaparece de la mirada para no volver. Sin embargo, siempre debemos intentar guarda una poca, porque aunque desaparezca de la mirada, podemos recuperarla en algún momento y recordar la etapa en la que todavía creíamos.

inocencia 2

Imágen: julianyarac

SE TE NOTA EN LA MIRADA

Autor: Laura Molina Hurtado

• Graduada en Periodismo por la Universidad Miguel Hernández de Elche
• Miembro del Equipo de comunicación de FacoElche 2014
• Jefa de Prensa SECOIR 2014

Deja un comentario